​3 etapas de la vida críticas para ahorrar

Todas las personas esperan tener cierta prosperidad económica para disfrutar la vida sin mayores complicaciones en cuanto al dinero, que les permita darse algunos gustos y vivir enriquecedoras experiencias.

Sin embargo, muchas veces estos anhelos se ven truncados por la falta de dinero. De ahí la importancia del ahorrar para el futuro, ya que te puede salvar de muchas eventualidades, porque siempre es bueno estar preparados para enfrentar las dificultades que puedan surgir en cualquier etapa de tu vida.

Vida ahorro Flex es un seguro que te permite ahorrar para las distintas etapas de tu vida, hasta los 100 años de edad, con una cobertura de fallecimiento e invalidez, para alivianar la carga que significa pasar por estas difíciles situaciones.

¿Te has puesto a pensar cuáles son las etapas críticas de la vida en que tienes que ahorrar? Aquí te presentamos las tres principales, para que te empieces a preparar.

1. Durante la universidad

Es muy conveniente que, durante nuestro paso por la educación superior, encontremos alguna forma de ahorrar para que la salida al mundo laboral, que en los primeros años suele ser un poco incierta, no cause mayores problemas si no encuentras trabajo enseguida.

Recuerda que muchas personas estudian con créditos que hay que comenzar a pagar al salir de la universidad, o, por ejemplo, hay quienes desean independizarse prontamente, y el ahorro permite tener un respaldo para cualquiera de estas situaciones.

2. Antes de los 30 años

Los 30 años son una fase de la vida en que las personas están más establecidas y, para muchos, es la mejor edad para formar familia. Por eso, y teniendo en cuenta todo el gasto que esto representa, ahorrar para llegar a los 30 años con una estabilidad económica es lo más óptimo. El seguro Vida ahorro Flex te permite cubrir cualquier eventualidad, también en esta etapa de tu vida.

3. La vejez

Para muchos, la vejez es una de las etapas en que más dinero se requiere y, al mismo tiempo, es la fase de la vida en que el dinero resulta más escaso. Pensiones bajas, medicamentos, consultas médicas y las enfermedades típicas de la edad hacen necesario tener un respaldo económico para no estar desprotegido.

Si quieres disfrutar de una vejez digna y sin problemas, el seguro Vida ahorro Flex es la mejor opción, porque te garantiza protección durante toda tu vida.

3 consejos para aumentar tu pensión

Si ya tomaste lápiz, papel y calculadora para sacar cuentas sobre el monto de tu pensión – considerando el ahorro actual y sus proyecciones – hay dos posibilidades: o estás conforme o te encuentras al borde del pánico. Si perteneces al segundo grupo, ¡tranquilo! En las siguientes líneas encontrarás tres útiles consejos para aumentar dicha cifra y tener la vejez que mereces.

1. Cambia tu fondo de inversión. Las AFPs manejan tu dinero en distintas formas, procurando que éste tenga una mejor rentabilidad. Las inversiones están asociadas a uno de los 5 multifondos existentes (A-B-C-D-E), siendo tú quién determina a cuál ingresa tu ahorro. El fondo A implica mayor riesgo, ya que realiza operaciones en el extranjero; mientras que en el E el riesgo es mínimo, ya que es dinero que se gestiona al interior de nuestro país. Obviamente, mientras más riesgoso sea, mayores serán las posibilidades de obtener ganancias.

Si quieres ser un estratega de las finanzas y jugar con tus ahorros a conveniencia, infórmate de manera oportuna y fidedigna respecto de cuáles son los fondos más rentables, para así cambiarte las veces que quieras. ¡Aprovecha las oportunidades que el mercado te brinda!

2. Ahorro Previsional Voluntario. Este producto financiero nos cayó del cielo, ya que constituye un monto que – sumado a la cotización legal – dará como resultado una pensión más favorable y acorde con nuestras necesidades. Al contratarlo, recibirás una completa asesoría a fin de lograr “tu cifra”, aquella que te permita disfrutar tranquilamente los últimos años de tu vida.

Si ésta es tu opción, tomará relevancia la institución a la que confíes este ahorro. Consorcio, por ejemplo, dispone de un producto único en su clase, llamado APV Fondo Experto. Este ahorro combinará tu inversión según tu perfil de riesgo (renta variable o fija), con lo que sin ser un erudito en gestión financiera, tendrás la certeza de que tu dinero se estará manejando como mejor te favorezca.

Otro beneficio del APV Fondo Experto es que contarás con la más completa asesoría orientada a resolver todas tus dudas, para así guiarte a adoptar las mejores determinaciones. Y es que un tema tan importante como éste, debe estar en manos de especialistas.

3. Invertir en un inmueble: Si tu situación actual es más bien holgada, nunca será mala idea adquirir un bien raíz. Con él, te asegurarás de recibir un monto fijo mes a mes, que complementará ostensiblemente tus ahorros. Sólo debes escoger una ubicación céntrica, cómoda y económica, a fin de aumentar el interés de potenciales arrendadores.

Y tú, ¿qué idea prefieres? ¿Cambiar tu multifondo, contratar APV Fondo Experto o la compra de un inmueble?