Mirando a Canadá: el fondo de inversión en el que el gobierno se inspira para administrar el 5% adicional

Una comitiva de la Asociación de Administradoras de Fondos de Pensiones realizó un viaje durante el último mes a Canadá, un destino que también compartieron con la gira presidencial de Michelle Bachelet, aunque sus motivaciones fueron un poco distintas.

14El presidente de gremio de las AFP de Chile, Andrés Santa Cruz; el gerente general de la gremial, Fernando Larraín; y el gerente general de AFP Cuprum, Pedro Atria, viajaron hasta el país del norte para participar en un foro organizado por el Centro Internacional para la Gestión de Pensiones (ICPM por sus siglas en inglés), en una actividad que también convocó a diferentes gestores de pensiones del mundo entero.

En la actividad, se debatió sobre los avances y también los principales desafíos que estos modelos de escala global tienen en la actualidad: la responsabilidad de los estados y los privados sobre esta gestión, la calidad de las pensiones, nuevas formas de cotización como la figura del afiliado voluntario AFP, etc.

Cabe señalar que el próximo foro de esta naturaleza se llevará a cabo en nuestro país en octubre de 2018, y será la primera oportunidad en que la sede del evento se cambie hacia un país de América Latina.

Sistema canadiense
Además de participar del foro, los ejecutivos chilenos se reunieron con representantes del Canada Pension Plan (CPP) Investment Board. Justamente esta institución es a la que el gobierno ha estudiado para formular su propuesta de administración de un 5 por ciento de cotización obligatorio.

Este organismo es el eje del sistema de pensiones en Canadá, que se basa en tres pilares: solidario, contributivo y voluntario. En el contributivo los cotizantes deben ahorrar un 9,9 por ciento de su renta, que irá a parar un fondo canadiense público, el que se espera logre entregar una tasa de reemplazo del 25 por ciento.

Críticas sobre el futuro del 5% adicional de cotización

El anuncio de la Presidenta Michelle Bachelet sobre los cambios al sistema previsional siguen generando críticas, en especial, con lo referido al aumento legal de cotización y el uso que se le dará a ese 5% adicional.

Esto porque la Mandataria explicó que la medida será con cargo al empleador, dividido en un monto a la cuenta individual de cada usuario y lo restante administrado por una entidad pública, similar al modelo canadiense de previsión social. Este último hecho saca ronchas en las AFP.

En este sentido, desde la Asociación de AFP criticaron el sentido solidario de la medida, en lo referido a los costos que tendrá para los usuarios administrar esos recursos, cosa que no se vería reflejado en relación a beneficios. Otra crítica va referida a copiar un modelo que en su síntesis es completamente diferente al modelo local.